octubre 15, 2021

RADIO CIUDAD

DE YACUIBA PARA EL MUNDO

Afganistán: La resistencia en Panjshir se niega a rendirse a los talibanes

Compartir

Los talibanes aún deben enfrentarse al grupo de resistencia de Afganistán de Panjshir, zona del noroeste de Kabulel único territorio en la historia que no ha sido doblegado ante fuerzas externas o grupos terroristas.

El Frente de Resistencia Nacional de Afganistán (FRN), que ahora forma parte del histórico grupo antitalibán, se niega a ceder el territorio al grupo extremista, por lo que está dispuesto a combatir contra los talibanes de no llegar a negociaciones y acuerdos entre ambas partes.

Aunque la zona está rodeada por los radicales islámicos y se ha mantenido una comunicación entre las partes, la tensa calma podría convertirse en cualquier momento en un verdadero infierno.

En la base, famosa por ser el bastión de la resistencia contra el Talibán por su geografía que la convierte en una fortaleza natural, se encuentran unos 1.000 comandos del ejército afgano que rechazaron las acciones de rendición de sus colegas y de las tropas estadounidenses.

Este líder combatiente es hijo del icónico héroe de la resistencia Ahmad Shah Massoud, quien fue el primer opositor en combatir al Talibán y creó tropas de miles de soldados que impidieron que Panjshir cayera en manos de los terroristas o de otras fuerzas externas, como los soviéticos (1978-1992).

Afganistán: La resistencia en Panjshir se niega a rendirse contra los talibanes
Ahmad Shah Massoud es venerado por miles de afganos, sobre todo, en el valle de Panjshir. Foto: BBC

¿Cuáles son los pedidos de la resistencia?

El jefe de Relaciones Extranjeras del FRN, Ali Nazari, le dijo a medios internacionales que solo quieren paz y reconciliación; sin embargo, advirtió que sus tropas están preparadas para enfrentar cualquier intento de invasión a Panjshir de manera violenta.

Agregó que la resistencia quiere negociar un poder descentralizado con los talibanes, ya que considera que su país es un Estado multicultural donde predominan las minorías étnicas.

FUENTE: INTERNACIONAL


Compartir